Misión de NASA para Desviar Asteroides en Fase de Diseño

La primera misión para la defensa del planeta, la Doble Prueba de Redirección de Asteroides (DART, por sus siglas en inglés), pasó del desarrollo del concepto a la fase de diseño preliminar, luego de la aprobación de la NASA el 23 de junio.

Concepción artística de la nave DART de NASA para la desviación de astroides. Crédito:NASA/JHUAPL

"DART sería la primera misión de la NASA para demostrar lo que se conoce como la técnica del impactador cinético - golpear al asteroide para cambiar su órbita - para defenderse contra un posible impacto futuro de asteroides", dijo Lindley Johnson, oficial de defensa planetaria en la sede de la NASA en Washington. "Este paso de aprobación avanza el proyecto hacia una prueba histórica con un asteroide no amenazante".

El objetivo de DART es un asteroide que tendrá un acercamiento a la Tierra en octubre de 2022, y luego otra vez en 2024. El asteroide se llama Didymos - griego para "gemelo" - porque es un sistema binario de asteroides que consta de dos cuerpos : Didymos A, de aproximadamente 780 metros de ancho, y un asteroide más pequeño que lo rodea, llamado Didymos B, de unos 160 metros. DART impactaría solamente al más pequeño de los dos cuerpos, Didymos B.

El sistema de Didymos ha sido estudiado desde 2003. El cuerpo primario es un objeto de tipo S rocoso, con una composición similar a la de muchos asteroides. La composición de su pequeño compañero, Didymos B, es desconocida, pero el tamaño es típico de los asteroides que potencialmente podrían crear efectos regionales si impactan a la Tierra.

"Un asteroide binario es el laboratorio natural perfecto para esta prueba", dijo Tom Statler, científico del programa de DART de la NASA. "El hecho de que Didymos B esté en órbita alrededor de Didymos A hace más fácil ver los resultados del impacto y asegura que el experimento no cambie la órbita del par de asteroides alrededor del Sol".

Después del lanzamiento, DART volaría a Didymos y usaría un sistema autónomo de objetivos a bordo para apuntarse a Didymos B. Entonces la nave del tamaño de un refrigerador golpearía el cuerpo más pequeño a una velocidad aproximadamente nueve veces más rápida que una bala, 6 kilómetros por segundo. Los observatorios terrestres podrían ver el impacto y el cambio resultante en la órbita de Didymos B alrededor de Didymos A, permitiendo a los científicos determinar mejor las capacidades del impacto cinético como una estrategia de mitigación de asteroides. La técnica de impacto cinético funciona cambiando la velocidad de un asteroide amenazante por una pequeña fracción de su velocidad total, de manera que este pequeño empuje se sumará con el tiempo a un gran cambio del camino del asteroide hacia la Tierra.

"DART es un paso crítico para demostrar que podemos proteger nuestro planeta de un impacto futuro de asteroides", dijo Andy Cheng, del Laboratorio de Física Aplicada de Johns Hopkins en Laurel, Maryland, co-líder de investigación de DART. "Como no sabemos mucho sobre su estructura o composición interna, necesitamos realizar este experimento en un asteroide real. Con DART, podemos mostrar cómo proteger la Tierra de un ataque de asteroides con un impactador cinético, golpeando el objeto peligroso en una trayectoria de vuelo diferente que no amenazaría al planeta ".

Pequeños asteroides golpean la Tierra casi a diario, rompiéndose inofensivamente en la atmósfera superior. Los objetos lo suficientemente grandes como para dañar la superficie son mucho más raros. Objetos de más de 1 kilómetro de diámetro - lo suficientemente grande como para causar efectos globales - han sido el foco de la búsqueda terrestre de objetos potencialmente peligrosos con órbitas que los acercan a la Tierra. DART pondría a prueba las tecnologías para desviar objetos del rango de tamaño intermedio, lo suficientemente grande como para dañar la región, pero lo suficientemente pequeño como para que haya muchos más que no se han observado y que algún día podrían golpear a la Tierra. Los telescopios y otros activos financiados por la NASA continúan buscando estos objetos, rastreando sus órbitas y determinando si son una amenaza.

Para evaluar y formular capacidades para hacer frente a estas amenazas potenciales, la NASA estableció su Oficina de Coordinación de Defensa Planetaria (PDCO) en 2016, la cual es responsable de encontrar, rastrear y caracterizar asteroides potencialmente peligrosos y cometas próximos a la Tierra. Planes y coordinación de la respuesta del gobierno de los Estados Unidos a una amenaza de impacto real.

DART está siendo diseñado y sería construido y administrado por el Laboratorio de Física Aplicada Johns Hopkins (APL) en Laurel, Maryland. El proyecto sería supervisado por la Oficina del Programa de Misiones Planetarias en el Centro de Vuelo Espacial Marshall en Huntsville, Alabama. DART también cuenta con el apoyo de equipos del Goddard Space Flight Center, Greenbelt, Maryland; Johnson Space Center, Houston, Texas; y el Jet Propulsion Laboratory en Pasadena, California.

Publicado en: nasa.gov

Editado por: Tricia Talbert

Traducción: Manuel Monjaraz